Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cómo una cultura de empresa basada en datos puede mejorar las experiencias digitales

  • Predictive Analytics

empleado experiencia

Los datos se están convirtiendo rápidamente en el punto focal de las empresas. Está permitiendo a las empresas descifrar las expectativas de los clientes, analizar las tendencias del mercado y descubrir oportunidades de crecimiento sin precedentes.

Su valor para los negocios se ha vuelto tan crítico que Forrester incluso acuñó un nuevo término para esta evolución: las empresas basadas en la percepción. De acuerdo con uno de los informes recientes de Forrester, estas empresas impulsadas por la información están creciendo a un promedio de más del 30% anual, y esto es solo la punta del iceberg.

Los datos limpios, consistentes, completos, de alta calidad y disponibles democráticamente pueden mejorar las experiencias digitales. En otras palabras, una cultura basada en datos solo puede complementar la consistencia, la administración, la optimización y la entrega de datos en todos los puntos de contacto digitales para las organizaciones, algo que es esencial para aprovechar todo el potencial de las plataformas de experiencia digital (DXP) actuales.

Ser impulsado por los datos equivale de muchas maneras a promover la innovación y la orientación al cliente. Al reunir datos consistentes, de alta calidad, tecnologías digitales y toma de decisiones, una cultura basada en datos crea la base para la escala, la flexibilidad y el crecimiento. En consecuencia, en gran medida, el rendimiento de los DXP depende de ello. Pero aquí está la cuestión: una cultura basada en datos no se puede importar. Es algo que debes cultivar. A partir de la parte superior, los valores de los datos deben filtrarse en la organización para asimilarse en todas las verticales de negocios. Hasta qué punto se desarrolla la cultura de datos, se convierte en una función de los procesos y capacidades en los diferentes niveles de la organización.

Ofrezca experiencias digitales intuitivas con datos

Los datos claramente han escalado las filas para convertirse en una de las entidades más importantes para las empresas. Particularmente en el contexto de lo digital, no hay igual para los datos. Los DXP pueden ayudar a las marcas a crear momentos de realización personalizados y personalizados para los clientes, pero solo cuando tienen acceso a los datos correctos.

Con un DXP, una empresa basada en datos puede:

  • Identificar necesidades inmediatas en la experiencia digital del cliente: Al observar y analizar el ciclo de vida de compra del cliente en cada etapa, las empresas pueden impulsar la personalización a escala.
  • Evolucionar la organización en torno a los viajes de los clientes: Genere competencias y mejores prácticas en todos los equipos para convertir los datos disponibles y los conocimientos en acción.
  • Capacite a los equipos capacitándolos en datos y análisis: Mejore el conocimiento de los datos, la narración de datos y ayúdeles a construir una mentalidad basada en los datos.

Establecer un liderazgo de datos efectivo es el primer paso hacia la construcción de una cultura empresarial basada en datos. Una vez que la visión comienza a filtrarse en varios niveles organizativos, se convierte en una fuerza propia. Supervisar cómo se manifiesta la cultura y complementarla con las herramientas adecuadas es el siguiente paso.

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mundo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.