Definiendo las arquitecturas de microservicios

  • DevOps

Xerox Capture Content Services

Dado que la tecnología evoluciona todos los días, los sistemas monolíticos se están volviendo demasiado grandes y difíciles de manejar. Muchas empresas están realizando el cambio a las arquitecturas de microservicios, por lo que es más fácil, rápido y eficiente de administrar.

La arquitectura de microservicio es un método distintivo para desarrollar sistemas de software que buscan enfocarse en construir módulos de función única con interfaces y operaciones bien definidas. Esta tendencia está ganando popularidad lentamente, especialmente porque muchas empresas están adoptando metodologías Agile y DevOps.

Hay muchas buenas razones para migrar de una arquitectura monolítica a una de microservicio. De hecho, si encuentra que tiene dificultades para escalar su sistema de manera adecuada, o si encuentra que es cada vez más difícil realizar cambios en su aplicación y responder a las demandas de los usuarios, los microservicios podrían ser la respuesta.

Sin embargo, debe andar con cuidado, ya que los microservicios no son la solución milagrosa que a menudo pueden parecer. La arquitectura de microservicio permite a las empresas tener más flexibilidad en la forma en que los diferentes sistemas trabajan juntos para resolver reglas comerciales complejas. Por lo general, para un problema muy complejo, una de las estrategias es dividir y vencer, dice. Entonces, esta estrategia ayuda a tener múltiples aspectos del problema que podrían abordarse por separado. Cada microservicio debe centrarse en resolver un área particular del problema.

Al final, todos los microservicios serán parte de una gran arquitectura que resolverá problemas complejos al colocarlos en unidades funcionales más pequeñas.

La rápida digitalización está provocando cambios sustanciales en las expectativas de los clientes en todas las empresas. Por lo tanto, muchos están luchando por adaptarse a este cambio acelerado. Como resultado, muchas industrias están presionando enérgicamente a TI para reducir el tiempo de entrega, reducir los costes y mejorar la calidad, todo simultáneamente.

La arquitectura de microservicios (MSA) ha surgido como una forma de abordar estos desafíos. MSA describe una nueva forma de diseñar aplicaciones de software como conjuntos de servicios independientes pequeños, débilmente acoplados.

Si bien no existe una definición precisa de este estilo arquitectónico, estas arquitecturas abarcan ciertas características comunes en torno a la organización, la capacidad empresarial, la implementación automatizada, los puntos finales de servicios inteligentes y el control descentralizado de idiomas y datos.

Al igual que sus predecesores, traen su propio conjunto de desafíos únicos que deben abordarse desde el principio para evitar que la arquitectura se convierta en una red enredada de vías de comunicación de punto a punto.

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mundo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.