Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La confianza y la franqueza, en el corazón de una cultura ágil

  • DevOps

gente_negocio_equipo

Ser ágil requiere un cambio de mentalidad y enfoque. Esta mentalidad se extiende más allá del software y se puede aplicar a todo tipo de organizaciones.

Dieciocho años después de su fundación, los valores fundamentales del Manifiesto Ágil siguen siendo ciertos:

  • Individuos e interacciones sobre procesos y herramientas.
  • Software de trabajo sobre documentación completa (se puede adaptar a las soluciones de trabajo sobre documentación completa para diferentes empresas).
  • Colaboración del cliente en la negociación de contratos.
  • Responde al cambio sobre el siguiente plan.

Los dos rasgos clave sustentan estos valores son la confianza y franqueza. La presencia, o la ausencia, de estos rasgos determinará si se pueden alcanzar los valores centrales de Agile y si un grupo puede ser realmente ágil.

La construcción de esta cultura de confianza y franqueza alinea al grupo con los valores básicos de Agile.

1. Individuos e interacciones sobre procesos y herramientas

Los mejores resultados se alcanzan utilizando las fortalezas de un equipo y fomentando las relaciones entre los miembros del equipo. Esto es muy evidente en una cultura ágil, donde los miembros del equipo son tratados como individuos y no como una herramienta para realizar el trabajo.

2. Soluciones de trabajo sobre la documentación integral

Al desarrollar una cultura ágil, es importante reconocer que nada está escrito en piedra. La libertad de experimentar, tanto en soluciones como en procesos, da como resultado una mejora. El miedo al fracaso debe evitarse, ya que incluso un experimento fallido dará un valor significativo: aprender lo que no ha funcionado y lo que deberíamos hacer de manera diferente la próxima vez. Presentar el resultado de un experimento fallido es mucho más interesante que documentar una solución propuesta que aún no se ha probado.

3. Colaboración del cliente sobre la negociación del contrato

Al mostrar confianza, la parte interesada le da al equipo la libertad de cuestionar problemas o prioridades, y de explorar la mejor solución para estos. A cambio, el equipo se abre para recibir comentarios sinceros sobre su trabajo y lo lleva a bordo para ofrecer el máximo valor.

4. Respondiendo al cambio sobre seguir un plan

El cambio sucede. Las mejores organizaciones y equipos son capaces de reaccionar rápidamente al cambio y adaptar su enfoque en consecuencia. Una mentalidad ágil acepta que un plan es necesario para proporcionar dirección, pero que no debe seguirse estrictamente. Los mejores planes evolucionan con el tiempo, influenciados por la nueva información a medida que sale a la luz.

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mundo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.