Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Donde deben residir los datos en entornos híbridos

  • Hybrid IT

gestión servicios TI

La opción de guardarlo todo en local sigue el camino de la cabina telefónica: cada vez serán menos y distantes entre sí. Al mismo tiempo, tampoco todo se sube a la nube de una vez. Más bien, habrá un gran espacio intermedio durante mucho tiempo, con la mayoría de las empresas en algún lugar a lo largo de un espectro entre las instalaciones y la nube.

Eso es bueno, pero ¿dónde deben estar los datos? Presumiblemente, parte irá a la nube, y parte permanecerá en las instalaciones. Esto significa que se deben tomar algunas decisiones difíciles, junto con repensar la forma en que manejamos los datos. También abre más oportunidades para ampliar y enriquecer aplicaciones más allá de lo que antes era posible.

Una nube híbrida permite a diferentes personas trabajar con capacidades de análisis y datos donde sea más sensato y ayude a definir los requisitos. Como resultado, las cargas de trabajo de análisis pueden ejecutarse de manera más eficiente donde se almacenan los datos.

El desafío de los datos asociados con la nube híbrida es algo que no se puede olvidar. La creciente dependencia de los servicios basados ​​en la nube significa diseñar nuevos tipos de sistemas de administración de datos, y dónde puede guardar sus datos. El espectro local a la nube es importante.

¿Cómo determinan los administradores qué aplicaciones y datos pueden ser más adecuados para los sistemas de bases de datos locales en lugar de la nube? Para datos altamente confidenciales, un sistema local puede proporcionar una mejor seguridad, especialmente cuando solo unos pocos usuarios internos utilizan los datos, para casos de uso como investigación.

La velocidad de acceso es otro factor en donde deben residir los datos. Los sistemas locales en memoria proporcionan acceso casi instantáneo. Las grandes colecciones de datos pueden tardar horas, incluso días, en pasar de un centro de datos a la nube. Las aplicaciones que trabajan con datos grandes en las instalaciones deben ubicarse cerca de los datos, donde puedan interactuar mejor con los datos.

Sin embargo, el almacenamiento en la nube puede ser más práctico, ya que están naturalmente accesibles a múltiples usuarios en diferentes regiones, como las herramientas de colaboración.

Además de la seguridad de los datos, el desafío principal con los entornos de datos híbridos compatibles es la consistencia de la plataforma. Los datos ubicados en la nube a menudo se almacenan en bases de datos que se ejecutan en plataformas diferentes a las que se encuentran en las instalaciones. El mantenimiento de estas plataformas heterogéneas puede ser difícil. La integración también puede ser compleja, sin mencionar los modelos de seguridad híbridos.

La elección de un sistema de base de datos que se haya creado para ejecutarse tanto en las instalaciones como en la nube puede ayudar a reducir la coherencia y la integración de la plataforma. fricción."

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mundo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.