Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cómo construir una cultura ágil sostenible (I)

  • DevOps

Intel_Unite_colaboración_reuniones_1

Los esfuerzos en materia de Agile se enfrentan a una serie de desafíos comunes que, si no se tienen en cuenta, pueden desviar sus esfuerzos y reducir los beneficios previstos. Vamos a ver, en tres capítulos, cómo afrontarlos.

Las organizaciones pueden mejorar sus esfuerzos ágiles al enfocarse en cinco desafíos comunes:

  1. Apoyar y proteger valores ágiles con fuerte liderazgo.
  2. Ayudar a los equipos e interesados ​​a auto-organizarse.
  3. Gestione su cartera con resultados, no productos.
  4. Eliminar sistemáticamente las fuentes de desperdicio y retrasar la agilidad de los equipos.
  5. Medir y mejorar el valor entregado con retroalimentación frecuente.

1. Apoyar y proteger los valores ágiles con un liderazgo fuerte

Con demasiada frecuencia, las personas se consideran líderes por título o experiencia, incluso si no son percibidas como tales por aquellos que creen que están liderando. Al mismo tiempo, muchos líderes lideran sin siquiera darse cuenta. Se convierten en líderes debido a sus capacidades, sus conocimientos y el respeto que se ganan. Para tener éxito, tanto los que están en la posición de liderazgo como los que son vistos como líderes deben unirse y aceptar la agilidad. Necesitan potenciar a sus equipos, apoyarlos en sus esfuerzos y ser los portavoces del cambio.

¿Por qué buscar la agilidad?

Si una organización va a sobrevivir hoy, debe evolucionar y hacerlo rápidamente, con agilidad. ¿Qué está impulsando este empuje? ¿Es clientes? ¿Competidores? El consejo o la dirección? Esperamos que vaya más allá de la sala de juntas y sienta que necesita evolucionar para que su organización sobreviva.

Parte de esto implica un cambio de mentalidad. Deja de mirar las amenazas tan negativamente. Las amenazas son oportunidades para crecer, a menudo nos obligan a pensar y expandirnos. Muy a menudo la gente se pone a la defensiva cuando surge una amenaza. En su lugar, observe cómo puede cambiar, qué puede hacer de manera diferente y cómo puede cambiar su organización, no solo para desafiar la amenaza, sino para superar la amenaza por completo y evolucionar.

La capacidad de cambio de su cultura a menudo marca la diferencia, y eso es difícil de impactar. Con demasiada frecuencia, el cambio cultural recibe un servicio de labios en lugar de permitir el cambio.

El cambio debe venir desde arriba, pero no siempre. A veces, el miedo a lo desconocido, no saber cambiar, evita que se afiance. El liderazgo no logra potenciar el cambio o incluso cambiar a sí mismos. Además, los ciclos de presupuesto permanecen sin cambios, los requisitos aún se capturan por adelantado y los plazos son compromisos y, por lo tanto, no se modifican. El cambio es bueno y, a menudo, bienvenido, pero el cambio es muy difícil.

¿Qué formas de cultura?

Los líderes tienen que proporcionar la capacidad de cambiar. Deben capacitar a los individuos y prepararlos para el éxito. Es una evolución de una mentalidad individual a una de trabajo en equipo y colaboración. ¿Cómo trabajan las personas juntas para resolver problemas? En su mayor parte, a las personas les gusta trabajar con otros, tener éxito o fracasar juntos, compartir, aprender, crecer juntos.

Los líderes deben ayudar a definir objetivos compartidos. Proporcionar un entorno donde las personas se sientan seguras para hacer preguntas, ser diferentes y trabajar de manera diferente. Los líderes son el modelo para ese cambio. Todo esto es difícil, pero si la evolución va a suceder una vez más (repítalo conmigo), "debe comenzar con los líderes".

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mundo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.