Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

El Reino Unido busca un acuerdo temprano con la UE sobre el intercambio de datos post-Brexit

  • Security and Risk Management

Brexit

Gran Bretaña argumenta que no debería haber cambios sustanciales en la reglamentación del tratamiento de los datos personas una vez que abandone la UE, pero su gobierno está tratando de negociar un acuerdo sobre el intercambio de datos con Europa.

La estrategia surgió por parte del Departamento encargado de la gestión de la salida de Gran Bretaña de la Unión Europea. En el documento, el Gobierno británico argumenta que su condición de "único" como actor principal en el mundo del comercio electrónico, lo que en su opinión conlleva que debería ser capaz de exigir un trato especial de la UE al acordar normas futuras.

La regulación de los datos en línea es un creciente punto de conflicto internacional, ya que las compañías de tecnología y las agencias de seguridad nacional están bajo fuego por infringir la privacidad personal. Desde las revelaciones de Edward Snowden y otros retos de privacidad de alto perfil contra compañías como Google, ha sido una fuente particular de tensión entre la UE y EE.UU.

El equipo encargado de esta tarea en el Reino Unido está decidiendo qué tipo de transición quiere Gran Bretaña y qué divorcio están dispuestos a pagar.

Pero el documento británico sostiene que en el futuro Gran Bretaña debería estar exenta de las pruebas de adecuación europeas habituales que se aplican a terceros países que tratan de manejar los datos de los ciudadanos de la UE y, en su lugar, apuesta por firmar un acuerdo de armonización más permanente para proporcionar estabilidad a las empresas.

"El Gobierno cree que sería del interés tanto del Reino Unido como de la UE acordar a principios del proceso el reconocimiento mutuo de los marcos de protección de datos de cada uno como base para el flujo continuo de datos entre la UE y el Reino Unido desde el punto de vista de salida hasta que entren en vigor nuevos y más permanentes acuerdos", se señala en el documento.

El gobierno se niega a decir cómo buscaría mantener este reconocimiento mutuo una vez que las normas (en rápida evolución) comienzan a diferenciarse, pero asegura que le gustaría tener un proceso de política compartida en el que ambas partes tendrían que estar de acuerdo con los cambios futuros.

Sin embargo, se considera probable que los negociadores de Bruselas se resista ferozmente a esta concesión porque consideran que tales movimientos son un intento de limitar su propia autonomía para establecer normas de la UE. Sin embargo, el principio de acuerdo podría servir como clave para el enfoque del Reino Unido en otros ámbitos de la regulación empresarial, como en servicios financieros, donde Londres también espera alguna forma de acuerdo de reconocimiento mutuo duradero.

El gobierno británico se ha negado a especular sobre cómo un acuerdo de este tipo con la UE podría hacer frente al reto de divergir las normas con Estados Unidos, donde se basa gran parte de la industria.

Reconoció, no obstante, que la actual armonización normativa entre la UE y los Estados Unidos era mucho más limitada y constituía una fuente de una posible ventaja futura en el Reino Unido si pudiera celebrar acuerdos separados al mismo tiempo.

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mudo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.