Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Cómo eliminar la brecha entre el desarrollo y las operaciones

  • DevOps

Internet Redes

Hay empresas que, por su negocio, están altamente reguladas, lo que en cierto sentido les puede hacer perder agilidad. Por eso, muchas veces ponen en marcha iniciativas como ITIL, DevOps o la entrega continua. Pero a veces esto sigue sin ser suficiente. He aquí una serie de consejos para abordar la brecha entre las fases de desarrollo y operaciones.

Estos consejos, elaborados por Greg Hughes, de Micro Focus, pretenden ser una ayuda para este tipo de empresas, con el fin de que puedan dominar las mejores prácticas de gestión de lanzamientos y asegurar el éxito a la hora de entregar aplicaciones. Si se comparan las prácticas actuales con las que se describen a continuación, la mayoría de las organizaciones descubrirán que pueden hacer mucho más para “abordar la brecha” que existe entre las fases de desarrollo y operaciones.

Ponga un líder al frente

El primer paso que deberían dar las empresas es tener un líder claro, que debe ser visto como mediador honesto y creíble. Esta persona debe prestar atención a los problemas y necesidades de todos los grupos. Las empresas necesitan un equilibrio entre los objetivos de desarrollo y las operaciones o ser capaces de avanzar rápido sin destruir nada.

Cuando se hace un lanzamiento, éste puede inclinarse hacia el lado del desarrollo o las operaciones. En el primer caso, la tendencia es ser optimista en cuanto a los cambios de software y pasarlos a producción rápidamente, pero se debe vigilar que la calidad y la estabilidad de la producción no sufran. Si el lanzamiento se inclina hacia el lado de las operaciones, se suele ralentizar la velocidad de la entrega, con el fin de dedicar más tiempo a la realización de pruebas. Por ello, la gestión de lanzamientos en las grandes empresas altamente reguladas es normalmente responsabilidad de la organización de control de calidad (QA), que mantiene una posición neutral entre las fases de desarrollo y operaciones.

Definir objetivos y métricas

Las empresas deben definir los objetivos y las métricas que van a regir este proceso de gestión de lanzamientos. Lo primer es determinar un objetivo final y, seguidamente, saber cómo llegar hasta ahí. Pero también es importante definir las métricas del progreso.

Si las métricas son claras y cuantificables, los equipos de operaciones y desarrollo estarán más unidos y tendrán un objetivo común. Los ejecutivos valorarán la nueva transparencia del ciclo de vida de desarrollo de software.

El proceso debe estar claro y bien definido

El proceso de gestión de lanzamientos debe ser disciplinado y colaborativo con flujos de trabajo, accesos y aprobaciones definidos y flujos de información.

En este plan pueden contemplarse diferentes escenarios, en función de si hay que hacer un pequeño cambio pero urgente o si hay que tener una ruta más lenta para un  lanzamiento más importante.

El contenido, bajo control

Las empresas tienen que desarrollar una estrategia para asegurarse de que las versiones de la aplicación (y no solo el código fuente), están bajo control, y la automatización se utiliza todo lo posible a lo largo del proceso de lanzamiento de aplicaciones. Las incoherencias entre los entornos (de desarrollo, pruebas de componentes, pruebas de integración de sistemas, UAT, preproducción y producción) debido a los activos no controlados pueden causar un desperdicio innecesario.

Construir la infraestructura de soporte

Cuando se han dado todos los pasos anteriores es cuando es momento de elegir las herramientas de soporte de gestión de lanzamientos. Junto con la búsqueda de determinados criterios funcionales, los compradores potenciales también deben plantear las siguientes preguntas a los proveedores potenciales

Definir la perspectiva de control

Por último, la organización debe definir una perspectiva de control para la gestión de versiones. Un buen proceso de gestión de cambios, incluidos varios comités de asesoramiento en materia de cambios  jerárquicos, es una condición previa para un buen control de lanzamientos. Los comités de nivel superior se centran en las excepciones y revisan únicamente los lanzamientos derivados de un comité de asesoramiento en materia de cambios inferior.

Descubre la innovación

Para asegurar el éxito empresarial, ahora y a futuro, es imprescindible maximizar el retorno de la inversión existente en software, a la vez que innovar y adoptar nuevas tecnologías. Los retos que hay abordar para competir en un mudo de TI Híbrida incluyen DevOps, Seguridad, Gestión de riesgos y Análisis predictivo. Puedes obtener más información sobre cómo abordar estos retos e innovar en este enlace.